Cuando Frida Kahlo fue pareja de Diego Rivera, se distinguió por utilizar collares, rebozos y listones en la cabeza, pero no haciendo evocación a las trenzas de las indígenas. Más adelante empieza a seleccionar y combinar prendas de las diferentes regiones de México. Empezó a fusionar el ayer con su ahora con prendas que mandaba a confeccionar con los cortes indígenas y su aplicación de listones.

Adoptó el uso del traje de tehuana como elemento indispensable para su vida por varias razones, principalmente por su funcionalidad. La geometría ayudaba a disimular su cojeo y la parafernalia acondicionada para eliminar su desnivel. Pero también usaba esa indumentaria por su connotación de una mujer poderosa y fuerte.

La vestimenta de Frida influyó en aquella época, revaloró el textil indígena en sus trajes, al usarlos, enseñarlos, comprarlos y sobretodo presumirlos desde el corazón de sus raíces.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *